Sin lugar a dudas, el trabajo como Asistente Virtual es una opción cada vez más interesante para generar ingresos trabajando desde casa.

En este artículo te explicaré cómo puedes empezar en esta profesión, qué estudiar y cómo encontrar clientes.

💶 Además, veremos cuánto se puede ganar, con cifras reales y actualizadas.

👉 Para ello, he entrevistado a varias Asistentes Virtuales, contando con su valiosa experiencia para preparar este artículo. Si buscas una guía completa sobre el trabajo de Asistente Virtual, has llegado al sitio indicado.

* Nota: este artículo no está patrocinado. No obstante, incluye algunos enlaces afiliados. A través de ellos puedes colaborar con SoloEduca, sin mayor coste para ti. ¡Muchas gracias!

  ¿Qué es un asistente virtual?

Básicamente, un/a asistente virtual, es un/a profesional que proporciona servicios administrativos, de asistencia o similares a sus clientes, de manera remota.

De algún modo, podríamos decir que es similar al tradicional trabajo de Secretario/a o Asistente Personal, llevado al entorno digital y desarrollado en remoto.

Como ahora veremos, el/la Asistente Virtual (AV o VA por sus siglas en inglés, Virtual Assistant) puede tener un trabajo increíblemente variado, según las necesidades de sus clientes o, en algunos casos, en función de la especialización o nicho que elija.

En términos generales, el objetivo de un/a asistente virtual es liberar tiempo a su cliente para que pueda concentrarse en las tareas que mejor sirven a su negocio o a sus objetivos personales. Esto puede reflejarse directamente en un incremento de la productividad y eficiencia del negocio.

Lo más habitual es que los/las Asistentes Virtuales trabajen como freelancers o autónomos, para varios clientes.

Sin embargo, también existe la posibilidad de trabajar en exclusiva para una única persona o empresa, mediante contrato laboral.

Una profesión de futuro: ¿hay mucho trabajo de Asistente Virtual?

Sin duda, el trabajo de Asistente Virtual está en auge y no parece que vaya a dejar de crecer.

Y es que cada vez hay más emprendedores digitales y creadores de contenido que necesitan de este tipo de asistentes para desarrollar su negocio. Al fin y al cabo, delegar las tareas repetitivas o de organización es la mejor forma de liberar tiempo para centrarse en lo que mejor saben hacer.

Influencers, formadores, consultores, profesionales independientes, youtubers o creativos son solo algunos de los profesionales que suelen contratar a AV.

De hecho, todas las AV con las que he contactado para este artículo tienen plena confianza en el futuro de la profesión:

  • María Santamaría considera «que es una profesión que todavía no ha tocado techo. Cada vez hay más AV, pero también hay cada vez más emprendedores online que necesitan contratar AV».
  • Eva Ferreiro destaca que «las empresas y profesionales valoran la flexibilidad, la eficiencia y la reducción de costes que brinda un AV».
  • Gabriela Nogueras se fija en que «hay muchas personas que se están volcando a emprender, pero no pueden desarrollar sus negocios y hacer todo el resto, con lo cual necesitan apoyarse en freelancers».

Pero, ¿en qué consiste exactamente el trabajo de un/a Asistente Virtual? Lo vemos a continuación.

Empleo Asistente Virtual Entrevistadas
Eva Ferreiro, Gabriela Nogueras y María Santamaría, tres profesionales que trabajan de Asistentes Virtuales

Qué hace un Asistente Virtual en su trabajo: tareas

El trabajo de Asistente Virtual puede abarcar tareas de lo más variado, según el tipo de cliente o la especialización que quiera desarrollar.

Algunas de las más habituales son las siguientes:

  • Gestión del correo electrónico.
  • Gestión de agenda y programación de citas.
  • Envío y seguimiento de newsletters.
  • Publicación de posts u otros contenidos en sitios web.
  • Tareas de soporte al cliente.
  • Gestión de redes sociales.
  • Contabilidad y facturación.
  • Recopilación, tratamiento y análisis de datos.
  • Creación y edición de contenidos (texto, fotos o infografías, vídeos, etc.).
  • Mantenimiento de blogs.
  • Etc.

Cómo ser asistente virtual: ¿qué estudiar?

Aunque no existe una carrera de estudios específicos para Asistente Virtual, esto no quiere decir que la formación no sea necesaria.

Así, dependiendo del tipo de servicios que quieras ofrecer, necesitarás saber manejar distintas aplicaciones software, redactar bien, gestionar redes sociales o, incluso, saber de contabilidad e impuestos.

Algunas formaciones que me parecen interesantes para cualquier trabajo de Asistente Virtual son las siguientes:

Por otra parte, también han surgido determinadas iniciativas para ofrecer una formación integral como Asistente Virtual. Es el caso, por ejemplo, de Experiencia AV, creada por la mencionada Gabriela Nogueras y su socia María García.

Cómo encontrar empleo como Asistente Virtual

Algunas recomendaciones que podrían ayudarte a encontrar trabajo como Asistente Virtual son las siguientes:

➡️ Crear una marca personal

Aunque es más fácil decirlo que hacerlo, deberías intentar labrarte poco a poco una marca personal reconocible, que te posicione como AV en el mercado.

Para ello, trata de aprovechar tus perfiles en RR.SS. como LinkedIn o Twitter, publicando contenidos relacionados con la profesión, ampliando tu red de contactos en este campo e interactuando con otros profesionales.

La constancia y la calidad de tus contenidos irán dando sus frutos poco a poco.

➡️ CV, portfolio y recomendaciones

Tener un CV actualizado, destacando logros y formaciones que puedan ser útiles para el trabajo de Asistente Virtual, es un pre-requisito imprescindible.

En cuanto tengas tus primeros clientes, incorpóralos a tu portfolio de proyectos y trata de conseguir recomendaciones. Refléjalas en tu web profesional y, por supuesto, en tu perfil de LinkedIn.

➡️ ¿Especializarse o no?

Aunque hay AV que deciden especializarse en áreas concretas (como facturación, gestión de clientes, redes sociales, etc.), quizás la mayoría mantienen un perfil polivalente.

Entre las Asistentes Virtuales, hay diversidad de opiniones:

  • María Santamaría sostiene que «una de las características de la AV es su polivalencia y que puede ayudar en muchas áreas de un negocio. En ese sentido, es un perfil generalista y ahí está precisamente su valor. Por eso no sé hasta qué punto tiene sentido especializarse».
  • Eva Ferreiro considera que «especializarse […] puede ser beneficioso. Al centrarte en uno tipo de tarea especifica […], puedes posicionarte como un experto en ese campo y atraer a clientes que necesiten ayuda en esa área».
  • Gabriela Nogueras comenta que «cuanto mas especializada estés en algo, más puedes mejorar tus tarifas. Pero al comienzo generalmente hacemos un poco de todo y también hay clientes que lo necesitan».

Por tanto, ambas posibilidades pueden ser interesantes, dependiendo de tu perfil y del tipo de carrera que quieras desarrollar.

➡️ Páginas para encontrar trabajo de Asistente Virtual

Además de LinkedIn, que quizás sea una de las plataformas más interesantes en este sentido, puedes probar suerte en páginas como las siguientes:

  • Fiverr
  • Workana
  • Upwork
  • Otras RR.SS. como Twitter o, directamente, creando un canal en YouTube

Probablemente, al principio te encontrarás compitiendo por precio, pero lo ideal es que vayas mejorando tu perfil profesional para acceder a clientes de mayor «calidad».

¿Puedo encontrar trabajo de Asistente Virtual sin experiencia?

Tanto Gabriela Nogueras como María Santamaría destacan que esta es una profesión con pocas barreras de entrada, en la que es factible iniciarse sin grandes dificultades y «reinventándose» profesionalmente.

Lógicamente, a medida que más personas deciden adentrarse en este mundo, mayor es la competencia y más difícil será destacar para ganarse a los clientes.

En cualquier caso, no es estrictamente necesario contar con experiencia previa como AV.

Ahora bien, aun sin ser imprescindible, sí te ayudará contar con conocimientos y experiencia en campos relacionados. Por ejemplo, en Secretariado de Dirección, en el área de Administración de cualquier empresa, en redes sociales, gestión de proyectos, etc.

Pero todo se puede aprender.

Preba Coursera Plus gratis con SoloEduca

Ventajas e inconvenientes de trabajar como Asistente Virtual

Veamos brevemente cuáles son las mayores ventajas y desventajas de esta profesión, según la opinión de las profesionales que he entrevistado para este artículo:

➡️ Ventajas

Algunas de las mayores ventajas del trabajo de Asistente Virtual son las siguientes:

  • Flexibilidad de horario y ubicación: el de asistente virtual es un trabajo desde casa, 100% remoto y flexible. Tú puedes elegir tu ubicación y el número de horas que le vas a dedicar.
  • Variedad de tareas y proyectos: la polivalencia y variedad son características propias del empleo de Asistente Virtual, aunque también haya AV especializados/as en determinadas áreas.
  • Te permite trabajar con distintos clientes: al ser una profesión mayoritariamente freelance, lo normal es trabajar para diferentes proyectos. Aunque pueda parecer paradójico, esto te da una mayor seguridad laboral, al no estar ligada a un único cliente o empleador (que podría prescindir de tus servicios en cualquier momento).
  • Interesante potencial de ingresos: dependiendo de tu prestigio en el sector, del tipo de tareas que realices, de la relevancia de tus clientes y de las horas que trabajes, podrás ganar más o menos dinero. Pero el potencial es muy interesante. María y Gabriela consideran que la media puede estar en unos 20 € por hora, aunque se pueden alcanzar los 50 € o más en algunos casos, como indica Eva Ferreiro.  Quizás no sea una de las carreras mejor pagadas, pero no está nada mal.
  • Ausencia de inversión inicial: si ya tienes un ordenador y conexión a internet, no necesitarás invertir nada para empezar tu negocio de Asistente Virtual, más allá de lo que puedas dedicar a formarte o a adquirir determinadas herramientas.

Como puedes ver, el trabajo de Asistente Virtual ofrece bastantes ventajas si se gestiona de forma adecuada.

➡️ Inconvenientes

Lógicamente, también existen algunas desventajas en el empleo de Asistente Virtual:

  • Búsqueda de clientes: si trabajas como freelance, que es lo más habitual, tendrás que preocuparte de encontrar y mantener tus propios clientes. Eva nos comenta que es un reto «tener clientes de manera recurrente y garantizar los pagos de estos clientes, ya que normalmente el tipo de cliente que demanda los servicios de AV son pequeños emprendedores que dependen mucho de las ventas de su negocio para contratar».
  • Mantener varios trabajos en paralelo: la mayoría de trabajos de Asistente Virtual son por horas o a tiempo parcial. Esto te obligará a compatibilizar varios clientes para generar ingresos suficientes. No obstante, como decíamos al inicio, también es posible trabajar como AV para una sola empresa o cliente, con contrato laboral y no como freelance.  Este es el caso de María Santamaría, por ejemplo.
  • Vacaciones: como dice Gabriela Nogueras, como AV «no tienes vacaciones pagadas y cuando no trabajas, nadie te lo paga.

Herramientas para trabajar como Asistente Virtual

Las herramientas concretas que utilices para trabajar de Asistente Virtual dependen, esencialmente, de preferencias personales y del tipo de tareas que realices.

En cualquier caso, algunas de las más utilizadas son las siguientes:

  • Google Calendar, que es uno de los calendarios más versátiles y fáciles de utilizar.
  • Google Drive o Dropbox para compartir y almacenar archivos en la nube.
  • Trello, Asana o Notion para el seguimiento de tareas y la gestión de proyectos.
  • Slack, para la comunicación interna con otros miembros del equipo.
  • Canva, para tareas de diseño gráfico sencillo o para la creación de publicaciones para redes sociales. Recuerda consultar nuestro artículo sobre los mejores cursos de Canva.
  • Buffer, para la programación de publicaciones en RR.SS.
  • Zapier, para la automatización de tareas.
  • MailChimp, MailerLite, Substack o similares, para la gestión de listas de correo.

En definitiva, el trabajo de Asistente Virtual es una magnífica opción si quieres reorientar tu carrera profesional de una forma relativamente sencilla y disfrutar de una gran flexibilidad laboral.

Aunque es cierto que cada vez hay más competencia, se prevé que la demanda de estos profesionales siga aumentando exponencialmente en los próximos años.

¿Te gustaría intentarlo?

¡Guía de formación online gratuita!

Otros artículos que pueden interesarte:

Curso chatGPT gratis SoloEduca

Curso de Chat GPT gratis desde cero: aprende IA

✅ Accede hoy mismo a este curso de Chat GPT gratis y desde cero 🤯 Sin registro, 100% gratuito y sin trampas. ¡Aprende Inteligencia Artificial!

Como estudiar Historia SoloEduca

Cómo estudiar Historia: 5 consejos infalibles

Descubre las mejores técnicas y estrategias para saber cómo estudiar historia ➡️ No hay trucos mágicos, pero sí herramientas ganadoras

Nubika opiniones reseñas

Nubika: opiniones sobre esta escuela de Veterinaria online

Analizamos críticas, reseñas y opiniones sobre Nubika, conocida escuela de Veterinaria online y a distancia, para que puedas elegir tu curso.

Cursos Blender SoloEduca

¿Cuál es el mejor curso de Blender online? Aprende modelado 3D

Analizamos los mejores cursos de Blender online de Domestika, Udemy y otras plataformas, tanto gratis como de pago. ¡Aprende a modelar en 3D!

Carreras mejor pagadas SoloEduca

Las 21 carreras mejor pagadas: descubre las profesiones con más futuro

Descubre cuáles son las carreras mejor pagadas a día de hoy y qué debes estudiar para trabajar en estos sectores. ¡Infórmate ahora!

Mejores portátiles para estudiantes

Mejores portátiles para estudiantes: encuentra tu ordenador ideal

Descubre cuáles son los mejores portátiles para estudiantes de 2023 y en qué debes fijarte antes de comprarlos. ¡Ordenadores para estudiar y aprobar!

* SoloEduca (Rubén Vizcaíno) es un participante del Programa de Afiliados de Amazon de la UE, un programa publicitario de afiliados diseñado para proporcionar a los sitios web un medio para obtener comisiones por hacer publicidad y enlazar a Amazon.es. En calidad de Afiliado de Amazon, obtengo ingresos por las compras adscritas que cumplen los requisitos aplicables.